breaking news

LAS TORMENTAS TROPICALES SERÁN CADA VEZ MÁS FRECUENTES EN LA REGIÓN

noviembre 2nd, 2014 | by

Lo afirman expertos que las definen como aquellas lluvias en las que cae mucha agua en poco tiempo. Y vinculan el fenómeno con el cambio climático global

Calor extremo, más propio de pleno verano que de un mes de octubre. Con esa característica comenzó la semana, registrándose el lunes una marca histórica de temperatura para esta altura del año: 32,4 grados. Fue el primero de una serie de récords que se sucederían en poco tiempo, sin dar apenas respiro. Otro tuvo que ver con la cantidad de agua caída durante la tormenta que siguió a la ola de calor. Entre el miércoles y el jueves, cayeron 138,6 milímetros. También la sensación térmica dejó su marca: los 39,3 grados registrados el lunes resultaron históricos para un mes de octubre. Como si esto fuera poco, con el fin de semana llegaba el frío. Y una Sudestada que dejó decenas de evacuados en Punta Lara (ver página 20). Con todos estos argumentos, el clima volvió a ponerse en el centro de la atención. Y dividió opiniones entre climatólogos que atribuyen estos cambios bruscos al calentamiento global y aquellos que creen que en las características del clima de esta semana pesaron factores coyunturales, aunque reconocen que algunos de estos elementos coinciden con la teoría del cambio climático. Por lo pronto, en algo todos está de acuerdo: en los últimos años se incrementaron las lluvias y también cambiaron de característica las tormentas, haciéndose de tipo tropicales, lo que implica que cae más agua en menos tiempo. Y también creció la temperatura media anual empujada por el aumento de las mínimas invernales, lo que lleva, entre otras cosas, a desdibujar los límites entre estaciones. Los que consideran estas modificaciones estructurales y las vinculan al calentamiento global son también los que esperan que repercutan en muchos y diversos aspectos, más allá del clima propiamente dicho. Entre ellos, en la fauna y la flora de la región, modificando el comportamiento migratorio de algunas especies de aves y la época de floración de algunos cultivos. MAS LLUVIAS Para Marcelo Asborno, que es ingeniero agrónomo y profesor titular de Climatología de la Facultad de Ciencias Agronómicas de La Plata, muchos de los fenómenos climáticos que llaman la atención en los últimos años en la Región se vinculan con el cambio climático. “Cuando hablamos de cambio estamos hablando de algo que llegó para quedarse. Y eso se nota en algunos aspectos del clima de la Región, si se analiza su evolución en las últimas décadas”, dice Asborno. De entre esos elementos, Asborno destaca dos: el incremento de la frecuencia de las lluvias y el cambio de las características de las tormentas, en primer lugar. El segudo, el aumento de las temperaturas medias anuales. A partir de los datos recopilados por el servicio Meteorológico Nacional (SMN) desde 1909 y por la Facutad de Ciencias Agrarias y Forestales de la Universidad de La Plata desde la década del ´60 , un estudio de las lluvias realizado por Asborno y otros profesionales de esa facultad revela que en las últimas tres décadas se incrementó la frecuencia de las lluvias superiores a los 100 milímetros diarios. Al mismo tiempo se produjo una “tropicalización de las lluvias”, por la cual se hicieron más frecuentes las precipitaciones intensas, en las que cae mucha agua en poco tiempo. Paralelamente se hicieron menos frecuentes las sudestadas, cuya característica es que llueve poco, pero durante varios días. Para Asborno, “lo que se comprueba es que durante los últimos 30 años este tipo de tormenta en la que caen más de 100 milímetros diarios de agua, se hizo más frecuente. Y cabe esperar que su frecuencia siga aumentando”. En suelos como el de la Provincia de Buenos Aires, que se caracteriza por tener leves ondulaciones, parte del agua caída se evapora, parte es absorbida por el suelo y otra parte deriva hacia las zonas más bajas. “Una situación de este tipo se vivió esta semana en Luján, que recibió el agua de otros distritos mas altos, como Mercedes. Eso explica porqué el agua seguía avanzando aún cuando ya había dejado de llover”, indica el especialista. Para Asborno, lo que surge del análisis de las precipitaciones en los últimos 30 años en la ciudad es que “aumenta la probabilidad de ocurrencia de tormentas tropicales. Algo que se vincula al cambio climático y al aumento de la temperatura media anual, que crece a nivel global y cuyo aumento también se midió en La Plata” (ver aparte). José Luis Stella, climatólogo del Servicio Meteorológico Nacional, dice, por su parte que se nota una mayor frecuencia de eventos climáticos extremos y esto coincide con la teoría del cambio climático, pero opina que “cuando se consideran elementos como las temperaturas o la precipitaciones, las oscilaciones pueden darse en amplios períodos de tiempo y puede que no estemos frente a modificaciones estructurales”. Para Stella “lo que se nota es un incremento de las temperaturas, sobre todo en veranos y primaveras, que se hizo más marcado desde 2012. Al mismo tiempo, tenemos este 2014 un año muy lluvioso y la tendencia a tener precipitaciones por encima de lo normal se registra desde 2012. Sin embargo, si uno va más atrás, de 2003 a 2012 tuvimos años con menos lluvias”. Lo cierto es que el año, que se había iniciado con una fuerte ola de calor en diciembre y un enero seco, a fines de ese mes cambió hacia un patrón más lluvioso. Al mismo tiempo, se produjo un invierno menos frío que otros. Y aunque se esperaba la influencia del fenómeno de la corriente de El Niño, que favorece los veranos más frescos, aunque más lluviosos, “todavía estamos en un período neutral y si se produce un fenómeno de El Niño será atenuado”. Eso equivale a decir que lo más probable es que en el verano se mantengan las tendencias que han caracterizado al resto del año: altas temperaturas y lluvias superiores a las normales. Según el pronóstico trimestral dado a conocer por el Servicio Meteorológico nacional en las últimas horas para el trimestre que va de diciembre a febrero se espera que las precipitaciones sean superiores a las normales en la región. Se destaca además que “la ocurrencia de eventos de lluvia localmente más intensa que lo normal sobre el norte y centro del país” Y se recomienda “el monitoreo de la situación, particularmente sobre la región del Litoral y provincia de Buenos Aires, con las actualizaciones de los pronósticos diarios de lluvia debido a las complicaciones observadas por las abundantes precipitaciones que se vienen registrando dentro de la región en lo que va del año. Por último, concluye consignando que para el trimestre en la Región la temperatura media será superior a la normal.

Deja un comentario